UNIVERSAL MUSICAL TAMBIEN DEVORA A SANCTUARY POR 7O MILLONES DE EUROS

La ballena Dick,en que se ha convertido Universal Music, se acaba de tragar otro "tiburón" , una compañía como Sanctuary que empezó como una locura, refugio de caducas estrellas y grupos y devoradora en su tiempo también de la independiente Edel.
    Pero ultimamente Sanctuary estaba a punto de la bancarrota ,con numeros por todos lados, incluso en el management,quizá por haber pagado adelantos exagerados.
    Para el dueño de Sanctuary, Robert Aylin la llegada de Universal con el dinero en "cash" ha sido su salvación. Unos 70 millones de euros tienen la culpa. El recalcitrante ejecutivo francés Lucianne Grainge se encargará del grupo ,que también tiene editorial.
    Tras la compra de la editorial de BMG y Sanctuary-incluso en España tanbién devoró a Vale Music- es como si la política de Universal Music fuera la de lograr un monopolio absoluto.