Una de mis lecturas favoritas es leer a la “columnista” de La Vanguardia, la televisiva, lesbiana e independista Sandra Bernada. Es delirante leerla. Una intelectual de “kaka de luxe” o como se llame la basura de Telecinco. Te da muchas frases para reírte. De verdad. Hoy escribía la profunda escritora  los siguiente, en pleno delirio independista:

“¿Como se interpretaría en clave política, el tiunfo de Aldred?. ¿Europa estaría a favor de la independencia de Catalunya?”

No tiene desperdicio.

Un año más , la representación de España ha sido un castigo, un ridículo vergonzante, un esperpento ya anunciado en PYD, aunque nos han atacado por norte y sur y por debajo.

La representación española, lejos de la polémica independista y el libro la “España de Mierda”, ha resultado que Amaya y Alfredo han sido “la mierda para España”. Una canción del siglo pasado, una mala rémora del éxito portugués del año pasado. De vergüenza ajena.

Año tras año, España hace el ridículo más espantoso. Decía la impresentable presentadora. ¿Como se llama?. Varela, Varla, … que debe ser la sobrina o la prima de alguien importante de TVE, porque tiene una voz horrorosa y nada más que analiza tonterías. Decía lo siguiente: “España ya está en el puesto número veinte”.

¿Que decir?. Y ahí está el ínclito directo de TVE española para representar el  fracaso anual de la música española y del prestigio . Y al tío no hay quien le quite de la poltrona. Ni siquiera se atreve a decapitar a los ingenieros que son los responsable de la televisión española. Es insoportable.