Debió ser el primer single del irregular último álbum de Garbage. Shirley Manson es o sigue siendo una estrella.