Parece definitivo: no lanzarán ningún nuevo álbum en este año 2011. A pesar del enorme trabajo de Danger Mouse en la confección y nueva producción de las viejas canciones y el compromiso del grupo con Mercury para lanzar algo este mismo año, U2 han optado por cuidar bien la gira americana que ahora está en plena intensidad y cuando finalice totalmente sentirse comprometidos con un nuevo álbum.

Aún así, Mercury deja como último resquicio que en junio presenten más o menos un álbum para salir del paso. Pero tampoco está muy claro. Es Bono quien no quiere no cometer ni un sólo error con el próximo álbum, que tiene que ser el del gran cambio en la banda.

The Edge parecía últimamente el líder musical de U2, sin Bono, que parecía más preocupado de su papel mesiánico y político. Pero Bono ha vuelto a besar la tierra y quiere un álbum extraordinario, al estilo de Achtung Baby.

Bono quiere que le canten Las mañanitas el próximo 10 de mayo, en que estarán actuando en el impresionante estadio azteca, el día que cumplirá 51 años.

La gira es el record mundial de recaudación, pero también tiene el record mundial de gastos, de costes escandalosos. U2 quieren recuperar su dinero y me parece muy bien.

Abajo. U2 en Sao Paulo