Muchos críticos británicos, que a veces son excesivamente impulsivos, han aclamado el primer tema de una previsible nueva estrella de la música.

Ella se llama Tiffany Page, tiene 23 años, nació en Londres, pero se marchó a vivir a la vieja Rhodesia.

Volvió a los catorce años y ya se había destacado como guitarrista. Su primera intervención profesional fue nada menos que en el coro de la opera de Carmen.

Ella dice que es una entusiasta de Nirvana. Pero su música tiene poco que ver con el grupo de Kurt Cobain. En cambio, los críticos dicen que estamos ante la sucesora de Chrisie Hynde de los Pretenders. Me parece muy aventurado, pero el estribillo de su primer tema estrella ‘Walk away slow', francamente, tiene mucha calidad.

Tiffany es amiga del hijo de Sting, Joe Sumner, que fue quien le ayudó para fichar por Mercury, el mismo sello del cantante de Police. Tiffany ha empezado una pequeña gira inglesa.

Abajo, el clip de su interesante ‘Walk away slow'.
[ad#adsense-468×60]