Resultado de imagen de supremes stop in name

Un 27 de marzo de 1965 The Supremes conseguían su cuarto número uno en listas americanas con “Stop in the Name of love”. Ni Rolling Stones, ni Beach Boys, ni Byrds o Monkees, las Supremes fue el grupo que más números 1 consiguió en Estados Unidos en los años 60, sólo por detrás de los Beatles.

El grupo más popular, por tanto, tras los de Liverpool con 12 gloriosos “chart-toppers” en las listas Billboard, el primero de los cuales, “Where Did Our Love Go”, lo logró el 22 de agosto de 1964.

A partir de ese momento Diana Ross, Mary Wilson y Florence Ballard se convirtieron en las máximas estrellas de Motown, un sello que contaba con luminarias como Stevie Wonder, The Temptations, Smokey Robinson, Marvin Gaye o los Four Tops.

Imagen relacionada

Doce números uno que son la mitad más dos de los que consiguieron los Beatles, 20 números 1 en siete años una cifra difícil de superar. Guste o no, la superioridad popular de Lennon, McCartney y compañía fue así de clara y apabullante.

Han pasado muchos años y son unas cifras que siguen sin ser superadas, es una realidad. Podría decirse que los Beatles con Bob Dylan y Motown fueron la “Santísima Trinidad” de los años 60. Los primeros revolucionaron, al menos 2 veces, la música de la década y la dotaron de una de sus principales señas de identidad estética, entre otras cosas el flequillo. El segundo revolucionó todo en lo tocante a letras y contenido de las canciones en la música pop, y los terceros (como factoría musical) incendiaron las pistas de baile de todo el planeta.

Resultado de imagen de supremes

Las Supremes comenzaron siendo The Primettes, y en 1961 poco después de fichar con Motown comenzaron a utilizar un nombre que resultó ser profético, su supremacía pop-ular fue total.

Sus primeros singles apenas tuvieron éxito, caso similar a los primeros discos de los Beatles en Vee-Jay, pero llegó ese glorioso “Where Did Our Love Go” (abajo vídeo), la que años más tarde se encargaron de versionar Soft Cell en clave electrónica con pasmosa eficiencia, la canción que rechazaron The Marvelettes y que supuso el primer número 1 de cinco consecutivos. Los siguientes fueron “Baby Love”, “Come See About Me”, “Stop! In The Name Of Love” y “Back In My Arms Again”. Una tras otra, todas canciones increíbles, todas entre 1964 y 1965.

Todavía ese año llegaron al puesto de honor otra vez con “I Hear a Symphony”, y en 1966 y 1967 reinaron consecutivamente con “You Can´t Hurry Love”, “You Keep Me Hangin´On”, “Love Is Here and Now You´re Gone”, y “The Happening”. Sin comentarios.

Imagen relacionada

En 1968 comenzó su declive, pero todavía “Love Child” coronó las listas en octubre. El chispazo final se produjo un año después con “Someday We´ll Be Together” y con la marcha de Diana Ross para protagonizar una brillante carrera en solitario.

The Supremes ya habían perdido antes por el camino a Florence Ballard – que acabó alcoholizada y murió en 1976- sustituida por Cindy Birdsong. A pesar de la pérdida de Diana, las Supremes siguieron haciendo muy buena música en los 70 con Jean Terrell, Linda Lawrence, y la hermana de Freda Payne, Scherrie Payne.

Hay quien dice que The Marvelettes (otro gran grupo femenino Motown) eran mejores que las Supremes, cuestión difícil de dilucidar, porque ambos grupos eran muy buenos, pero Marvelettes nunca consiguieron su tremendo impacto comercial.

Más tarde ha habido grupos femeninos muy importantes en el mundo del rock y del pop, pero el éxito logrado por las Supremes entre 1964 y 1969 no ha sido nunca superado. Sencillamente, como bien dice la revista Billboard, están The Supremes y el resto de los grupos de chicas.