La parte del escenario de atrás incluso se utilizó para vender el triple album de grandes éxitos. Así es como salieron los Rolling Stones en París.