La publicación de esta foto en la red ha precipitado un comunicado de y de su esposa Trudie, alegando que en el año 2008 estaban de vacaciones en Siria y que fueron invitados por el presidente Al Assad y su mujer Asma. Pero Sting señala que en esos momentos, Siria era una de la primeras en occidentalizar la zona y pretendía la democracia rigurosamente. Pero, Sting, eran otros tiempos.