están hartos de que les copien, tantos en anuncios, como en videos y cortes y nadie pague el “copyright”. Hasta ahora no han querido ir a los tribunales para denunciar las copias, pero ahora se lo están planteando.

Hace unos días, en su propia página, denunciaban los escabrosos casos de de sus canciones ‘Svenfn-g-englar', de su segundo álbum, ese video maravilloso con sus angeles durmientes, chicos y chicas con síndrome de Dawn. Los “geniales” creativos publicitarios han robado la música y han hecho un anuncio de  Orange, por toda la cara.

El segundo caso es de su famoso ‘Hoppipolla', el gran single del quinto y último álbum del grupo islandés. La música está copiada para un anuncio sobre la conservación de la naturaleza. Pero hay otros cuatro o cinco.

Merece la pena verlos y poner los puntos a esos presuntos genios que se creen que lo son, los indomables y sectarios creativos de las agencias de publicidad, una secta de copiadores oficiales, que  en su radical sentido y de desconocimiento de la música, me llegaron a pedir un “sonido verde” para un anuncio. No me lo podía creer. ¿Que será un sonido verde?.

Sigue Ros titulan los plagios “homage o fromage”?. Y está todo entendido.

Muy pronto, en Videos y Decibelios haremos un programa especial del grupo islandés, porque se lo merece.

Por cierto, el grupo ha empezado a grabar en Reikiawik, tras la aventura en solitario de Jonsi.

Estos son algunos de los plagios de los creativos, que han encontrado en la música de Sigur Ros , una “fuente de iluminación”:


Sigur Ros



No se puede copiar más.