¡Que imaginación!. ¡Vaya idea!. Hacerse un selfie, como si fuera el “huevo de Colón. Lamentable actuación de Justin Timberlake, que incluso se atrevió a destrozar a Prince.