NMECoverLedZepp_CMA3_270514

Morirse, de momento, no, pero se acaba de saber que sus ventas caen en picado, que en la primera mitad de 2014 no han hecho – todas- otra cosa que perder.

Según las últimas cifras que ha dado a conocer The Guardian, NME ha sido la que más pérdida de ventas ha experimentado en los últimos meses. Ha perdido casi un 30% con respecto al año pasado y se queda en una media de 14.312 copias vendidas a la semana. Redondeando con sus ventas digitales la cosa queda en 15.830.

No es extraño a tenor de sus inverosímiles listas (aquí está la última) y a su prestigio perdido en gran parte en los últimos años. En sus años de apogeo NME vendía más de 300.000 copias semanales.

images

Q Magazine ha visto bajar sus ventas en un 21,8% a 46.096, 48.353 incluyendo ventas digitales. Kerrang ha bajado un 12,2% a 33.024 ejemplares despachados, Uncut un 12,1% y Mojo un 10,9%. Vamos, que ha habido pleno.

Sin embargo el director editorial de IPC, Jo Smalley, en nombre de NME le ha dicho a The Guardian que el alcance total a de todas sus plataformas es ahora de 3,6 millones:  «más grande de lo que ha sido nunca», con un tráfico en su página web de un 85%.

Resumiendo, que la gente cada vez compra menos pero no ha perdido el interés en la música, simplemente se dedica a consultar de forma gratuita («gratis», siempre la palabra mágica) a través de internet.

«También continuamos estudiando cómo NME puede ampliar aún más su presencia internacional. Se basa en la puesta en marcha de NME.com en la India y el Club NME en Brasil. Estos son sólo algunos de los muchos ejemplos que revelan cómo el modelo de negocio NME está cambiando para buscar nuevas oportunidades y hacer crecer nuevos ingresos.»

descarga