Con conciertos y protestas en la tienda más grande del mundo de venta de discos, la gran Amoeba de Sunset Boulevard en Los Angeles , se quiere protestar contra los nuevos dueños de L.A. Weekly. El problema es que los nuevos propietarios de Amoeba también quieren acabar con la tienda.