Rumer se protege. Asegura que fue la actriz Demi Moore la primera que puso a su hija el nombre de Rumer, la escritora inglesa que escribía Narciso Negro, con el seudónimo de Rumer Godden.

Ya hemos contado que Rumer se llama Sarah Joyce en realidad, que su madre era pakistaní y ella nació en Islamabad. Que casi se ha convertido en una de las alumnas preferidas de Burt Bacharach. Hasta tal punto que hace unos días , Rumer estuvo en la Casa Blanca , en el homenaje y el premio a Bacharach.

Tras un primer álbum más que interesante, su apuesta ha sido un album de covers , pero de temas que cantaban hombres. Por tanto, para empezar , hay que cambiarlos de tonalidad a todos para adaptarlos al tono real de Rumer, de mujer. Algo más que curioso.

No ha hecho una elección fácil. Su compañía ha elegido como tema estrella el poco famoso P.F. Sloan del mi gran admirado Jim Webb.

Me ha gustado que se haya atrevido con ‘Sarah Smile' de Hall and Oates y el íncreíble Be nice to me de Tod Rundgren, pero los demás son temas oscuros que no dudo de que sean buenos temas ,pero no son ni  mucho menos deslumbrantes.

Rumer ha elegido un camino difícil. Desde que murió su madre, Rumer o Sarah sufre un trastorno bipolar.

Lo que no entiendo es por qué no se ha lanzado sin tapujos a ser la nueva Dionne Warwick y cantar los temas de Bacharach. Ese sería mejor camino.

Esta es su versión del tema de Jimmy Webb.