«ROCKETMAN», LA GRAN DECEPCIÓN

See the source image

 

En PYD habíamos escuchado opiniones para todos los gustos sobre ««, el biopic sobre la vida y milagros de , desde que es una entretenida y espectacular película hasta que es insoportablemente cursi y desmesurada. Nos temíamos lo peor, y al final, una vez visionada, hay que decir que nuestra conclusión se acerca mucho más a la segunda opinión.

Partimos del hecho de que es dificilísimo, por no decir imposible, llevar a la gran pantalla la vida de músicos con largas y exitosas carreras. Hasta en el caso de buenos biopics como los de Buddy Holly, Edith Piaf o Ray Charles, siempre hay muchos datos importantes que se pierden por el camino, cuando no se falsean para que quede más bonito.

Como ejemplo de lo primero, en ««, han decidido prescindir de Paul Buckmaster y Gus Dudgeon, arreglista musical y productor, respectivamente, de los primeros LPs de Elton, artífices del sonido que le dio el éxito. A miembros históricos de su gran banda, Nigel Olsson, el extraordinario guitarrista Davey Johnstone, no se les da ninguna relevancia, ni se les nombra, Ni rastro de Caleb Quaye, por supuesto. Y todo eso es muy injusto.

 

See the source image
Long John Baldry, mentor de Elton en sus inicios

 

Sobradamente sabido es que Reginald Dwight decidió adoptar el nombre artístico de en homenaje al saxofonista Elton Dean y al cantante de rhythm and blues, y super héroe mod, Long John Baldry, al que la banda de Bluesology, acabó acompañando en 1966.

Aquí el «John» se lo adjudican a John Lennon porque casi nadie se acuerda de Dean y Long John y queda más solemne, y hortera, adjudicarselo a Lennon. Facilón. Demasiadas licencias pueden estropear una película, más si son de este tipo. En enero de 1972, Reg Dwight decidió cambiarse legalmente el nombre por Elton Hercules John.

 

See the source image

 

Y este Hercules de la música, que en verdad lo ha sido y lo es, comienza a contar en la película su vida en una terapia de grupo en la que lo confiesa todo: su adicción a la cocaína y el alcohol, su adicción al sexo y que es gay, sus ataques de ira, etc… A partir de ahí comienza a desfilar su vida, desde que es un niño regordete hasta los tiempos del LP «Too Low for Zero» y éxitos de reafirmación de su persona como «I´m Still Standing».

Lo malo no son las licencias de cambiar de fecha y situación muchas de sus canciones – «I Guess That’s Why They Call It The Blues» o «Sad Songs (Say So Much)» suenan en la película cuando Elton conoce a su letrista Bernie Taupin y comienza a trabajar en su carrera en solitario- lo peor son los números totalmente pasados y anticuados del musical americano más rancio. Alguno tiene hasta un pase, pero otros son casi de vergüenza ajena.

es un buen cantante, incluso muy bueno, pero transmite poco como actor. Los que conocen desde hace muchos años a , como es el caso de Julián Ruiz, saben que el cantante y pianista es hombre de carácter, nada arrugado sino todo lo contrario, con agallas y siempre echado para adelante. A la interpretación de Egerton le falta ataque y mordiente.

 

John Reid's birthday, UK - Sep 1979

 

En bastante mejor lugar queda el buen actor Richard Madden, encarnando al supervillano de la película John Reid. El terrible mánager de Elton queda idealizado por el director Dexter Fletcher vía Madden, pues Reid era más feo que Picio. Hay que decir que las imágenes censuradas en algunos países de sexo homosexual no son para tanto, cuatro morreos, y un par de torsos masculinos llenos de pelos que pueden verse en cualquier playa.

Al final de todo en «» lo que queda es la música. Las extraordinarias canciones del tándem – Bernie Taupin: «Your Song», «Goodbye Yellow Brick Road», «Tiny Dancer», «Bennie and The Jets», «Saturday Night´s Alright for Fighting», incluso la tòpica pero contagiosa «Crocodile Rock» (toda la parte de alegre descerebre del Trobadour es tal vez lo mejor de la película).

 

See the source image

 

Quedan las canciones, y los excelentes arreglos para el filme de Giles Martin, que ha barrido para casa, para papá George y los Beatles, y ha hecho un excelente trabajo musical con que llega hasta los créditos con el estupendo número neo Motown, «(I´m Gonna) Love Me Again».

 

 

 

Obten todas las actualizaciones en tiempo real directamente en tu móvil.

También podría gustarte
2 Comentarios
  1. tatiana dice

    a ver, es imposible condensar toda una vida, o por lo menos unos 40 años de vida, en dos horas, además hacer justicia a toda la gente que ha sido decisiva en una carrera, dejar claro todos los probelmas que ha tenido elton sin edulcorar nada, y además hacer números musicales.Estos últimos son los que más me chocaron, no están mal, pero me esperaba más actuaciones de «elton en directo» y menos Glee.
    eso sí, me encanta que elton vaya con sus huevos por delante, y que en la primera frase salga de todos sus armarios, que si drogas que si alcohol…es un crack.living legend? espero que por muchos años!

  2. chinaski dice

    Me parece publique un comentario aquí , y lo hice con todo el respeto y todo el cariño y pasión que demanda esta pagina hacia mi persona, y por el respeto que tengo hacia Julian y Jesus. Que son gente a las cuales, considero, e invierto mi tiempo en su opiniones. En ese sentido que no me lo publiquen es como decir «men no publiques algo políticamente incorrecto»

    Las reglas en su sitio las ponen ustedes.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.