Renee Fleming tiene 51 años, pero parece mucho más joven que muchas estrellas del pop. La diva de la opera, la mejor sorprano viva en este mundo, como rezan los críticos, está en Madrid, en plena vorágine de la promoción de su delirante, sorprendente y brillante álbum, “Dark Hope, su primera aventura en el pop.

Es diva, pero contesta con humildad a todas las preguntas. Creo que está muy satisfecha de haberse introducido en un mundo que casi era desconocido para ella.

Algunas anecdotas curiosas de “Dark Hope” las cuenta sin tapujos. Por ejemplo, de las 35 canciones que le preparó David Khane, el magnífico productor de “Driving Rain” de Mc Cartney, sólo conocía en realidad ‘In Your eyes' de .

Y más curioso todavía, grabaron el arreglo y la producción de ‘My body is a cage' de Arcade Fire, pero vieron que al cantarla  no funcionaba. Y se ríe cuando le digo que Peter Gabriel, con increíble coincidencia, si que la ha gabado por su álbum sinfónico. Asegura que quiere oir cuanto antes esa versión.

[ad#adsense-250×250]Entre bromas e historias, reconoce que no se atrevió a cantar un tema de Red Hot Cilli Peppers y que su hemano menor de 25 años, alucinó que se atreviera a cantar ‘With a twilight as my guide', de Mars Volta. Pero sus hijas de 17 y 13 años se pusieron muy contentas cuando se atrevió a cantar Intervention de Arcade Fire, un grupo favorito de la familia.

Lo que más le preocupaba a Renee es que en su voz hubiera alguna nota desafinada, un error involuntario. No se lo podía permitir como soprano. Por eso, asegura que se dedicaron a grabar su voz con horas y horas interminables de trabajo.

Otro problema eran las tonalidades de las canciones. Ha querido cantarlas en tesituras bajas para que no se dispara su voz de soprano en la notas altas. Pero lo que importaba es que no sonora su voz a cantante de opera.

Para nada. Sólo hay que escuchar ‘Mad world' e ‘In your eyes' para adivinar que la Fleming se convierte en la perfecta voz del pop. Asegura que ‘Hallelujah' no estaba previsto grabarla, pero como prueba, funcionó y la dejaron así.

Ha conocido a Matt Bellamy de , que fue a conocerla la semana pasada al Metropolitan de Nueva York y le mostró su admiración por la versión de ‘Endssly', que precisamente es el primer single y video del álbum.

Renee Fleming no se plantea decir que no a actuaciones en directo con este material, si la audiencia lo estima conveniente. Reconocía que tras diez años de tanto opera, se aburría y este era como un soplo de aire fresco. Ha acertado. El álbum es magnífico.

Abajo, ‘Endssly', en un programa de televisión.
[ad#adsense-468×60]