Enhorabuena a todos los directores de las compañías discográficas españolas, a su increíbles directores artísticos, como captadores de nuevos talentos. Enhorabuena, porque jamás la música pop española había llegado hasta los infiernos como en este momento, ahora en septiembre del año 2017. La no significa nada en este país, absolutamente nada. 

Esta semana, en Spotify, que es de lo que viven las decrépitas compañías discográficas, lo que más se oye sólo son temas, ínfimos, vergonzosos de puertorriqueños, colombianos, venezolanos, el rap suramericano al que le han puesto el nombre absurdo y estúpido de “reggeton”.

No hay ni un sólo artista español entre los diez primeros escuchado en el horrible Spotify. Sólo un “flamenquito” de Utrera, llamado DeMarco Flamenco y un rapero de baja estopa llamado C. Tangana.

El pop, el rock, cualquier tipo de música relacionada con el mundo, no existe. Felicidades una vez más a los impulsores de la música española.

1.- Mi gente – J Balvin y Willy William

2.- Mayores – Becky G con Bad Bunny

3.- Me rehúso – Danny Ocean

4.- Una lady como tú – Manuel Turizo

5.- Felices los 4 – Maluma

6.- La isla del amor – Demarco Flamenco con Maki

7.- Bonita – J Balvin con Jowell & Randy

8.- ?Mala mujer – C. Tangana

9.- Báilame (Remix)? – Nacho con Yandel, Bad Bunny, Mambo Kingz y DJ Luian

10.- ¿Escápate conmigo? – Wisin con Ozuna