article-2492861-194A623600000578-574_634x476La famosa casa en Detroit, donde pasó su infancia y que ha aparecido ya dos veces en sendos albumes, incluido el último, ha sido quemada y tiene muchos daños según la polícia local. Hace poco nadie quiso comprarla en subasta.