A los 63 años, Santana se atreve con todo. Fotografiado en el Hard Rock cafe de Las Vegas.