Ya lo ha conseguido. es portada del nuevo número de Vanity Fair, con la fotos de Annie Leibovitz y con Tonny Bennet como convidado de piedra para verla desnuda.