Michael Jackson - Off the wallCuando esta locura colectiva pierda su fiebre, por supuesto, haremos un artículo con las 50 mejores canciones del ex-rey del pop, desde sus inicios en la Tamla Motown hasta estos dias. Es el principio de numerosas acciones que vamos a realizar en Plásticos y Decibelios, incluido un especial de Radio Plásticos. Pero como me están preguntando mucho en estos días acerca de cuáles son mis álbumes favoritos de Jacko, sólo referirme a ellos escuetamente.
1. OFF THE WALL
Es el mejor álbum de Jacko con diferencia. Tras conocerse musicalmente en la grabación de la banda sonora de “The Wiz”, y él inventan un nuevo pop. Una extraña y maravillosa sónica, entre el pop, el blues, el rock y el soul. El cocktail se escucha majestuosamente en “Rock with you”. Además, Jacko admite con inteligencia las colaboraciones de Mc Cartney y Stevie Wonder, amén de recoger una maravillosa balada como es “She’s out of my life”.
2. THRILLER
Es el álbum en que se desmenuza y se supera el material de Off the Wall. Se equivocan con el single de Paul, pero “Billie Jean” salva la situación, hasta que Jacko se inventa el video y se mete a fondo en las casas de todo el mundo occidental. Jacko demuestra su perfeccionismo, pero es Jones el más rígido para elegir las grandes canciones.
3. BAD
El último gran álbum de Michael. Exclusiva, obra maestra con “Smooth Criminal”, que como con las grandes canciones, no sabes si es un rock, un pop, un soul… admite todos los estilos. Y soberbia por el ritmo a tresillos de “You make me feel”. Interesante es “Bad”.
4. DANGEROUS
Un álbum donde falta la armonización de la canciones, y el material sin Jones, es bastante más flojo, porque Jackson no era precisamente un gran compositor. Pero, por ejemplo, “Jam”, con la programación y el trabajo de Terry Ridley es fantástica.
5. VICTORY (CON LOS JACKSON FIVE)
Un álbum que esta olvidado, pero que es soberbio. Lejos de la dictadura de Jones y sólo meses después del exito de “Thriller”, Jackson les hace un regalo maravilloso a sus hermanos, incluyendo esa pequena obra maestra que es “State of shock”, que al final la canta con Mick Jagger, pero que siempre he preferido la versión primeriza que hizo con Freddy Mercury.