Nick Mason, ahora propietario de la tienda.

Nick Mason aceptó el negocio que le propuso Rob Wilson, el director comercial de una de las tiendas de música más enblemáticas del cento de Londres: la bien famosa Foote´s, especialista en baterías y elementos de percusión.

Por tanto, el batería de Pink Floyd ha puesto el suficiente dinero para salvar a la tienda, ya que sus propietarios quieren venderla. Los familiares de quien la fundó no la quieren para nada. Una tienda que está abierta desde los años treinta.

Mason nunca olvidará que precisamente  en Foote´s fue donde se compró su primera pequeña batería, que le costó  siete libras y media . Eso ocurrió en el año 1958. Más de seis años antes de producirse el inicio de Pink Floyd. El dinero  era un adelanto, porque la batería costaba 21 libras.

La tienda se tiene que ir del centro, porque el local vale demasiado dinero. Foote´s estará a partir de ahora en Bloomsbury.

Me parece un buen gesto. Precisamente, Mason posee aviones y coches de carrera,en un enorme hangar. Eso es lo que le gusta más. Pero, en fin  esa es otra historia.