Tantas horas de placer buscando discos, seleccionandoles en cualquiera de las Towers, que menos que este pequeño homenaje al gran emprendedor Russ Solomon, que ha muerto con 92 años y que acabó en la banca rota por creer en la música.