Resultado de imagen de prince mayte after amiir

Mayte García, ex esposa de , ha hablado sobre la muerte de su hijo común en su nuevo libro de memorias, “The Most Beautiful: My Life With Prince”. Los dos estuvieron casados ​​cuatro años, de 1996 a 1999.

En un nuevo fragmento dado a conocer del libro, y publicado esta semana en la revista People, Mayte narra cómo la muerte de Amiir -conocido públicamente como Boy Gregory– con sólo seis días de edad, dejó a Prince en estado de shock de los pies a la cabeza.

Una escalofriante historia que por momentos, en su relato, tiene algo de “Eraserhead”, “The Elephant Man”, e incluso de “Rosemary´s Baby”.

“Creo que nunca lo superó. No sé cómo alguien podría superarlo. Sé que yo no lo he hecho”.

Resultado de imagen de mayte the most

Prince y Mayte desearon durante mucho tiempo tener un niño, y estaban entusiasmados al saber que por fin su deseo se iba a cumplir, pero el bebé nació con el raro síndrome genético de Pfeiffer, una enfermedad que causa anomalías esqueléticas y sistémicas, incluyendo fusión de los huesos del cráneo, dando como resultado una condición llamada “cráneo de trébol” en la que los ojos están fuera de las órbitas – tal y cómo explica Mayte García en su libro- así como la fusión de los huesos de las manos y de los pies, casi a modo de palmas.

Según la mujer del fallecido artista, el embarazo fue bien hasta que comenzó a sangrar y un médico recomendó la amniocentesis para analizar anomalías genéticas, un procedimiento que el médico advirtió que podía conllevar riesgo de aborto involuntario.

“A veces el cuerpo trata de liberar al feto por alguna razón”, le dijo el médico.

Prince, sin embargo, no quería ni oír hablar de ello.

“Mi esposo dijo … ‘No, no hagamos eso'”.

En su lugar, la pareja fue a casa y rezó por la salud del niño.

“Por favor, bendice a este niño. Sabemos que no permitirás que este niño sea herido”, decía Prince mientras oraba de rodillas.

Resultado de imagen de prince mayte amiir death

Los exámenes adicionales revelaron más complicaciones y en una cita de ultrasonido el ginecólogo advirtió que posiblemente se hallaban ante una “forma de enanismo”.

García escribe que ella y Prince no tenían ningún problema con que así fuera. El médico, sin embargo, les advirtió de nuevo de la posibilidad de anomalías que podían amenazar su vida, y recomendó la prueba amniótica de nuevo, procedimiento que el cantante volvió a rechazar.

Finalmente, Amiir nació con cesárea el 16 de octubre de 1996.

“No sé describir la mirada en la cara de mi marido. Pura alegría”.

“Y entonces ellos alzaron al bebé hasta esas duras luces… La alegría en la cara de mi esposo se convirtió en puro terror”.

Cuando las enfermeras comenzaron a trabajar para salvar la vida del niño, Mayte recuerda haber escuchado a Prince decir: “¿Por qué no llora?”. El bebé fue sometido a múltiples procedimientos durante los siguientes días y al sexto estaba luchando por respirar.

Ese último día, Mayte le preguntó al doctor: “No se ha ido de aquí, ¿verdad?”.

Imagen relacionada

Mayte García ha dicho que ha esperado a la muerte de Prince para compartir sus recuerdos.

“Sabía que iba a haber muchas cosas sobre él, negativas y positivas. Quería que las mías vinieran del amor”.

Prince no habló de la muerte del niño en ese momento, y no quiso hablar de ello en detalle nunca durante el resto de su vida.