Al francés Anthony Gonzalez le ha cambiado la vida absolutamente desde que hace dos años se fue a vivir a Los Angeles, a vivir en un apartamento y a recorrer las enormes “highways” angelinas. El placer de conducir si es que te gusta.

El éxito de “Hurry Up, we are dreaming” ha sido terrible. Hace unos días Bono decía que para The Edge el álbum de era muy importante.  En lo que estaba más interesado.

Para PLASTICOS Y DECIBELIOS, el album de Anthony Gonzalez fue con diferencia el mejor album del 2011.

Con motivo de dos actuaciones seguidas y llenas en el Club Nokia de Los Angeles, nada menos que Los Angeles Times le ha hecho una entrevista interesante.

González asegura que su éxito ‘Midnight City' es el placer de escuchar música en el coche, que es es muy frecuente en los Angeles.

González no se siente muy distinto en Los Angeles  a su natal Amntibes. El tiempo es hasta parecido.

Reconoce que su productor Justin Meldal- Johnsen le ha enseñado a trabajar en grande estudios como Sound Factory y Sunset Sound.  Justin le ha enseñado trucos de lo que él hizo con Air, Beck o Nine Inch Nails.

Anthony se ha llevado a Los Angeles su impresionante colección de viejos sintetizadores analógicos, que son la vida y la obra de este inteligente músico de 31 años.

Pero para González no hay ningún secreto. el secreto está en recrear la infancia, la edad juvenil, los mejores recuerdos, aunque suene a  muy nostálgico. Es posible , porque a veces M 83 me puede sonar a Pink Floyd, luego a U2, pero también a Can.