EL MADNA ES UNA RUINA Y SE VENDE A 42 CENTAVOS DE DOLAR

EL MADNA ES UNA RUINA Y SE VENDE A 42 CENTAVOS DE DOLAR
Este album de Madonna es poco menos que una remora paar todas las tiendas

Madonna y su nuevo album MDNA se ha convertido en un grave problemas para todas las tiendas del mundo.

Es un fracaso tan absurdo y reprobable que Amazon ha empezado a tener problemas con él. Por ejemplo, lo que se vendía en su edición de lujo  a 13 dolares 9 centavos, ahora se está vendiendo a 3 dólares con 25 centavos.

Pero los graves problemas lo tienen las subsidarias, porque por ejemplo FIVE lo está vendiendo a 42 centavos. Cuesta mucho más que te lo manden , porque cuesta el envío casi tres dólares. Se lo quieren quitar de en medio como sea.

Es mentira que fuera numero uno . De aquellas 359.000 copias iniciales todas eran por la compra de entradas, que te daban como regalo un MDNA.

Es otro gran fracaso del ejecutivo Jimmy Iovine que se creía que se «iba a salir» por las ventas de Madonna y Van Hallen. Ahora, tiene muchos problemas en Universal por haber apostado por los «viejos». Universal se plantea muy mucho con seguir con el contrato de distribución de Madonna.

No soy rencoroso , pero cuando escribí que MDNA era simplemente una basura y lo peor de Madonna, muchos lectores me insultaron, algunos con una violencia rayana en la enfermedad.

¿Que puedo decir ahora?. Pues, simplemente, que lo siento por Madonna.

Obten todas las actualizaciones en tiempo real directamente en tu móvil.

También podría gustarte
16 Comentarios
  1. tavo dice

    pues sera una basura para ti, porque para mucha gente es un gran disco, muy a la altura de los anteriores que tanto alababas en su dia. Y aunque no hubieran hecho la estrategia esa de las entradas el disco hubiera sido numero 1 igualmente en todo el mundo ya solo por la gran base de fans que tiene esta mujer. Solo escribes para hablar mal de ella, ¿que te vas a inventar despues? ¿ que la gira es otro fraude?

  2. David, etc. dice

    Julian, coincido con tus palabras. Me gusta Madonna desde el 87 y he de decir que me siento profundamente disgustado con este disco. Salvando 3 canciones, me parece lo peor de su discografía. El principal error lo encuentro en el sonido, en como ha sido tratada su voz, no me gusta absolutamente nada. En general la producción es un poco desafortunada. En fin, aporvecharé ahora para comprármelo ya que ha bajado tanto de precio.
    Saludos!

  3. drummertdi dice

    es evidente. la gente, aunque parezca increíble, es cada vez más inteligente.
    el criterio musical, para la gran mayoría de fans hoy día de Madonna, no es prioritario. madonna es música de H&M, de Zara, mientras te pruebas un trapito. la gente quiere echarse unos bailes, pasar un rato y fuera. mejor dedicar el dinero a otras cosas.
    madonna, cierra por favor ya el chiringo.

  4. estacion890 dice

    MDNA es una caricatura de la madonna del siglo 21 que ya en los últimos años parecía una simple caricatura. Comletamente mediocre. El disco esta fatalmente hecho.

  5. Raul dice

    Esta claro que el disco es muy flojo , problamente su peor disco , para mi solo se salva el primer single y Masterpiece.

  6. Magic dice

    Desde Ray of Light no ha vuelto a hacer nada decente. Sus coqueteos con la electrónica no han pasado de ser música basura de consumo rápido. Esto ha sido sólo la puntilla.

  7. Hugo dice

    No es un disco a la altura de su carrera. O mucho cambia el asunto, o va a menos… Diría que es un disco sorprendentemente malo, porque no te esperas que lo sea tanto!.

  8. Peter dice

    Pues sí,es un disco bastante flojo aunque no peor que el anterior,Hard Candy.Ese sí que era malo,malo.A ver si este fracaso le sirve a la rubia para poner un poquito los pies en la tierra y recordar que a sus fans de siempre,este rollo modernito a lo Lady Gaga y similares nos cansa desde el minuto cero.Creo que Madonna no necesita,a estas alturas,estar compitiendo con todas esas.Que haga un disco sincero,de verdad,de una puñetera vez,ya verás que bién le va a ir en todos los sentidos.Suene a años 80 o 90 o a lo que sea.Pero ya vale de cantar con 50 años cosas como Girl Gone Wild,que no se las cree nadie,ni ella misma.

  9. Jesus dice

    Pues tienes razón que es muy malo. Yo lo he escuchado un par de veces a ver si le veía la gracia, pero es que nada, salvo una «Love Spent», creo.El anterior ni lo escuché. Y el disco penúltimo donde sampleó el tema de Abba no me pareció malo, y en aquel momento era adelantarse un poco a la tendencia de música de baile. Pero hoy este no tiene sentido.

  10. Carlos dice

    No sólo el disco es basura (menos Gang Bang que es una peli de Tarantino hecha canción, y Some Girls porque me encanta el sonido disco de los 80), sino que además el tour es mediocre!!!

    Mala elección de canciones, las buenas elecciones están mal versionadas, vestuario de chica adolescente que coge trapos de mamá para disfrazarse, coreografías de instituto, los vídeos hechos a lo rápido sin esmero, concepto y numeritos muy poco elaborados.

    Mira Madonna….se te nota que sólo vas por la pasta y pasas ya de intentar hacer buenos discos o giras. Dedícate a ir al gimnasio y a educar a tus cuatro hijos, no lo dejes todo a las niñeras.

    1. troy dice

      completamente de acuerdo a madonna poco le interesan las ventas de mdna y que el disco salvo unas 2 canciones sea una porqueria lo que de verdad le importa es toda la plata que recaudara con la gira !!! descarada !!!! y yo ni regalado aceptaba el mdna

  11. tatiana dice

    pues a mí el disco me gusta, aunque para gustos los colores…y es uno de los más vendidos del año, por encima de el de Bruce, por ejemplo.Que no fue número uno? yo creo que la propia Billboard hablo del tema y pensaba que la polémica ya estaba zanjada.Eso sí, no se están cyrrando nada la promoción del album, y, con la cantidad de canciones de calidad que tiene, podría haber vendido el doble

  12. francisko dice

    puede que sea un fracaso y que madonna no venda un disco,pero eso no quita que siga acumulando millones de dolares con las giras y merchandising

  13. Juan Pablo México DF dice

    MADONNA (((((ícono, inspiración de estrellitas sin brillo, fantasías profanas y divinas, creatividad a medias, marketing de billones de dólares -y contando-, belleza irreprochable a su más de medio siglo de edad…))) es LA REINA, les guste o no les guste. En el camino profesional de cualquiera en la selva monstrusa de los medios masivos (intérpretes, compositores, diseñadores, publicistas, comunicadores… o incluso -me atrevo a decirlo- los artífices del best seller y del arte, entre muchos otros) no hay UNA SOLA PERSONA a quien no se le encuentre un pelo en la sopa de sus creaciones (es decir, uno que otro tropiezo o ridiculez). Hacer milagros no es cosa de todos los días; vender millones de discos, tampoco. Sin embargo, es el prestigio de vender o «TENER» lo que, en apariencia, hace GRANDES, VALIOSOS e INMORTALES a los seres humanos en este universo del consumo y la basura. Qué triste, ¿verdad? Pero aquí vivimos, y con ESO vivimos, o sobrevivimos, hartos de costumbre; ya los quiero ver sin teléfono celular, o sin noticias de última hora, o sin desodorante, o sin sus Korn Flakes, o sin su camisa pirata Louis Vuitton. Y es justo en este punto donde Madonna (a pesar de la superficialidad que enarbola la marca registrada de su nombre) se convierte en una maravillosa excepción, pues a pesar de ser un producto (una marca, insisto) y de haberse aprovechado del mito de Marilyn Monroe («convirtiéndose en un clon mal hecho», dirían algunos), desbordó, y sigue desbordando, esa capacidad de reinventarse con dignidad y estatura (aunque mida 1.53 m.). Pero hay de marcas a marcas (no es lo mismo Nabisco que las Galletas Pepe, ¿verdad?, aunque a veces pienso que las galletas Pepe tienen mejor sabor). Por eso, no me vengan con la pendejada de que la «Fame Monster», o Spears, o Aguilera, o Beyoncé… y esas imitaciones sin sabor que le quitan a uno el sueño (¡y hasta el hambre!), tendrán como Madonna un lugar en el trono de los íconos de la cultura Pop. Tendría que pasar medio siglo para reelaborar esa lista y desbancar a Elvis Presley, o a Michael J., o (de nuevo) a Madonna y su segundo e irremplazable lugar, sólo después del adorado Presley. En ese sentido, también se me hace absurdo afirmar que un album mediocre como MDNA (que, de hecho, hay otros álbumes de ella igualmente malos, pero no por eso indignos de escucharse y representarla), la ha sumido en el peor de sus fracasos. Para nada. A ella, eso la tiene sin cuidado. Por lo visto, se divierte mucho disfrutando sus 500 millones de dólares, y a sus hermosos noviecitos mulatos, o bailando en los escenarios o poniendo extasiados y erectos (en cualquier sentido que quieran) a los millones que vamos a verla en cada gira a sus conciertos. Y no dudo que estas nuevas estrellitas del SHOW SYSTEM vendan hoy más millones que ella. Es lógico pensar que sea así. Mi pregunta es la siguiente: ¿hubiesen existido Gaga, Sprears, Aguilera, Perry, Beyoncé, etc., etc., etc. sin ese surgimiento tan peculiar en la escena de la mercadotecnia pop? ¿Llegarán (si es que llegan, con toda la droga y el existencialismo barato que se meten hasta por las orejas y el culo) a los 54 años de edad, así de hermosas y lúcidas, así de transparentes como el agua industrializada, ostentando un nombre, una marca, que no deja de seducir, incluso a uno que otro amante de la ópera como yo, con sus canciones? ¿Tendrán todas ellas, algún día, una posición privilegiada en el museo posmodernista de la inmortalidad? ¿Llegarán a los 500 millones de copias verificablemente vendidas? No lo creo. Dudo muchísimo que estas bellas mujeres estereotipadas puedan deconstruir en sí mismas el legado imaginario de MADONNA (también estereotipada, sin duda) en la música comercial y en su propia imagen. Hoy en día, cada que veo MTV (que, por cierto, cómo extraño el MTV de los años 80 ó 90), veo clones mediocres y pútridos de esos ídolos que revolucionaron de alguna manera, y en su momento, a la música (comercialísima o de culto). Beatles, Jackson, Morrison, Cobain, King Crimson, Pink Floyd, Madonna (otra vez)… Por eso, estas pequeñas Madonnas del siglo XXI (y sus pequeños devotos a ultranza) deberían reconocer al menos que sin Madonna (la verdadera, la reina, la chiquita ochentera y vigente de los sueños húmedos) no serían absolutamente nada, y que pensar en reinventarse en ellas mismas el legado de la Ciccone, para parecer un poco originales, las obligaría (como se ha visto ya de forma anodina y tentativa) a perforarse la cara con navajas, o a ponerse implantes alienígenas, de a de veras, en el rostro; o a sacarse los ojos y enterrarse un cuchillo con filo en el estómago (sin teatrito de pintura roja y quejidos de mal histrionismo) a medio concierto; o a cogerse a sus bailarines sin censura, o a dejarse penetrar por un sacerdote con licencia. Eso sí que me sorprendería. Lo demás (y con esto ya me voy) seguirá siendo pan con lo mismo.

  14. brava dice

    Me encanta Mad pero ciertamente este album es ESPANTOSO a estas alturas de su carrera que es un carrerón ¡¡¡

  15. Jose dice

    La decadencia de Madonna ya es un hecho, perdió el rumbo hace más de una década y la cosa sigue sin mejorar. Una pena.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.