En homenaje a la EMI discográfica de Pink Floyd, vendida a una compañía francesa, una versión en directo de ‘Shone on your crazy diamond’, el tema clave de “Wish you were here”, que acaba de editarse, otra vez.