Paul en su Aston Martin filmando un autógrafo antes del supuesto accidente

El ex Beatle Paul McCartney describió los rumores sobre su muerte, los que surgieron hace casi 50  años como “ridículos” y “un riesgo laboral” para un miembro de una de las mayores bandas del mundo.

Todo comenzó en Enero de 1966, cuando supuestamente tuvo lugar un accidente de  que involucraba a McCartney. Robert Fraser y su asistente Mohammad Hadjij habían ido a casa de Paul.

Mas tarde llegaron Mick Jagger, Keith Richards, Brian Jones y el vendedor de antigüedades, Christopher Gibbs. Pronto, el grupo decidió continuar la fiesta en casa de Keith en Sussex.

Paul iba en el auto de Mick, y el auto de Paul se lo llevó Hadjij, quien en el camino perdió el control del  Aston Martin y…. se estrelló. Hadjij fue hospitalizado pero no murió. Las fotos del auto de McCartney comenzaron a circular y pronto comenzaron los rumores sobre su muerte.

Sin embargo al mes siguiente- ¡un mes después-   la revista Beatles Book Monthly, desmintió el asunto luego de conocerse que el agente de prensa de los Beatles había llamado al propio Paul a su casa, asegurándose de que el músico estaba sano y salvo.

Otra versión del accidente sitúa los hechos entre el 9 y 11 de Noviembre de 1966, con Paul y su entonces novia, Jane Asher, en el accidente, lo cual ha sido desmentido en varias ocasiones pues en ese periodo la pareja se encontraba de vacaciones en Francia y Kenya.

Hay que señalar que en 1966 Paul SI tuvo un accidente en una pequeña moto, por lo cual se rompió un diente , que puede verse en el video de “Paperback Writer” y le dejó una cicatriz en el labio superior, mismo que el músico ocultó dejando crecer su bigote.

La teoría de la conspiración comenzó en octubre de 1969, cuando un DJ de Detroit afirmó que los otros tres Beatles- Ringo Starr, John Lennon y George Harrison- habían reclutado a un reemplazo parecido a McCartney tras su muerte en 1966.

Y recuerda Paul:

“En realidad, fue divertido,Pero ridículo. Era un riesgo laboral: la gente inventa una historia y luego encuentras que tienes que luchar con estas cosas ficticias. Creo que lo peor que pasó fue que pude ver a gente mirándome un poco más de cerca y que me decían : ‘?siempre fueron así tus orejas?'”.

McCartney explicó que estaba descalzo en la famosa portada del disco , debido a que se  había sin sus sandalias y , además que el Wolkswagen  estacionado al  fondo de la portada  era “aleatorio. Simplemente , estaba allí cuando se hizo la foto.