Este tema va a ser el último como single del gran álbum  «What went down» de los Foals. Exploran la playa y la diversión, como atracción del curioso video.