Cuando se acaban de cumplir 50 años del número uno en Estados Unidos de con su single “Hello, I Love You”, el grupo lo está celebrando con la edición de un single digital y uno físico de inminente publicación.

Esta semana se ha publicado un single digital que contiene dos versiones diferentes de “Hello, I Love You”, una remasterizada y otra que recoge la mezcla en bruto del tema, más la cara B del single original, la más relajada y evocativa”Love Street”.

Además el 10 de agosto se publicará la edición en single de vinilo con la mezcla de radio “mono” que se usó en 1968.

Resultado de imagen de doors waiting for the sun

“Hello, I Love You” está basada en una letra que escribió cuando vivía en Venice Beach en 1965, musicalmente parece innegable su deuda con “All Day and All of the Night” de los Kinks, aunque el guitarrista Robbie Krieger aseguró que el tema iba más en la onda de “Sunshine Of Your Love” de Cream. Seguramente para despistar.

The Doors ha puesto a disposición de sus fans varias herramientas digitales para celebrar esta aniversario, entre ellas una web customizada y una portada personalizada. El grupo también ha estrenado un “lyric video” de la canción.

La canción iba incluida en el tercer disco de estudio del cuarteto de Los Angeles, “Waiting For The Sun”, editado en julio de 1968. Fue el álbum de “Not To Touch The Earth”, “Spanish Caravan”, “five To One” o “The Unknown Soldier”, y el primero en alcanzar el número uno de ventas en los Estados Unidos.

Rhino conmemorará el 50 aniversario del álbum el 14 de septiembre con una nueva edición en 2CD+LP que contiene el disco original remasterizado a partir de las cintas originales e incluye también un segundo CD con hasta 14 grabaciones inéditas.

Nueve son mezclas descubiertas recientemente y extraídas de las sesiones del disco, y cinco son canciones en directo grabadas el 17 de septiembre de 1968 en Copenhague.

Resultado de imagen de doors waiting for the sun

Bruce Botnick, el ingeniero habitual del grupo, ha remasterizado el audio y fue él quien encontró el material extra en el archivo de The Doors.

“Prefiero alguna de estas mezclas en bruto a la versiones finales, muestran todos los elementos, coros adicionales, diferentes sensibilidades en los balances y una crudeza intangible que las hace muy atractivas y refrescantes”.