Con cien millones de dólares en el banco y único heredero de la fortuna de su madre Yoko -se dice calculada en 900 millones- , Sean Lennon, el segundo hijo puede hacer lo que le viene en gana.

La última “boutade” es una versión del tema de ‘1968' de Serge Gainsbourg , que lo hizo inicialmente para Brigitte Bardot, aunque al final lo cantó Jane Birkin.

Sean Lennon lo ha grabado para su proyecto Ghost of the saber tooth the tiger, donde ha introducido a su novia, la modelo Charlotte Muhl, que es poco más o menos que una figura decorativa. En el proyecto está involucrado el francés Mathieu Chedid, que es el que ha sugerido el homenaje en EP al pop galo.

Es muy difícil triunfar en la música siendo hijo de quien es. Lo tiene en hebreo, pero Sean empezó muy bien, cantando cosas de su padre, con un grupo de verdad y ha degenerado en el esperpento. Además, musicalmente, siempre ha tenido menos talento que su hermanastro Julian Lennon.

El video de ‘Comic strip' se ha rodado en la casa de Carrie Fisher, la estrella de Star Wars, que es amiga del atolondrado hijo de Lennon.