Esta es una de las versiones en directo de Layla, la eterna canción dedicada a Pattie, esposa primera de George Harrison y de Eric Clapton. La firmaron Derek and the Dominoes.