LAS AMBICIONES CHINAS DE ROCK IN RIO

Roberto Medina ,hijo, es el personaje más siniestro que se conoce en ese oscuro mundo de los promotores de conciertos ,aunque Live Nation sigue siendo el misterio más espectacular. En un mundo en el que los artistas se han quedado reducidos a sus actuaciones como la mayor fuente de ingresos, los organizadores de conciertos o Festivales campan a sus anchas y algunos con mucho que esconder.

Pero sin duda, el hijo del publicista brasileño que creó Rock in Rio es el personaje más increíble. Asegura todavía que de trescientas a trescientas cincuenta mil personas acudirán a Arganda del Rey para esos cinco días del festival. No se lo cree ni durmiedo. La venta de entradas no han sobrepasado los numeros imprecindibles para que el Festival  no se convierta en un ruidoso escandalo y caos financieron ,con el dinero público de un ayuntamiento de por medio.

De momento, el tal Medina ha aceptado que la RTVE ,a través de su segunda cadena , retransmita los conciertos. El precio ha sido de ganga. De todas formas, otra vez el dinero sale de nuestros bolsillos. Dinero público

Y,ahora, como el negocio de Rock in Rio en Arganda del Rey no ha sido lo que se creían los brasileños ahora advierte Medina que se irá a China en el mes de septiembre para ver si convence a los chinos para que suelten el dinero. Es surrealista todo, absolutamente todo.

Por lo menos, podremos ver a Neil Young este viernes,a las doce por la noche, incluso por televisión española. En cuanto si viene Amy Winehouse parece que la tentación del dinero puede más, aunque ayer no se hizo ni la foto con Nelson Mandela para el concierto que también este viernes en Londres conmemora el 90 aniversario del político surafricano.

Abajo, Young ,en directo.