Jimmy Iovine tiene el problema, es decir, Interscope, Universal, en definitiva, la compañía discográfica, la que se ha merendado a la EMI, de que ahora ya no sabe lo que hacer con ese producto sospechoso llamado .

La tremebunda campaña en Internet no ha llegado hasta el punto que todos querían. Es cierto que el single Video Games lo metieron en las listas británicas, con calzador. Pero nada más. Ahora esperan grabar un gran single para lanzarla definitivamente con un primer álbum.

Lana del Rey, que ha iniciado una gira de risa por el Reino Unido, empieza a quejarse de todo. Sobre todo, que la gente de la música no nos la tomamos en serio. Que la han insultado y la han llegado a decir que era un travestí, porque originalmente era un hombre.

Lana se defiende asegurando que desde que llegó a Nueva York con 19 años, empezó a oir a Frank Sinatra, a Bob Dylan y Leonard Cohen y que su novio le ayudó mucho para cantar bien.

Pobrecilla. Nadie la entiende.