Los Killers ya no volverán a sonar como en Human, donde toda la programación era de Stuart Price.