Kanye West está metido en un nuevo lío, incluso legal, una nueva polémica. Esta vez con la familia de la fallecida Whitney Houston. Resulta que el rapero compró por 85,000 dólares  una foto del baño de la cantante. Un baño  cubierto de drogas.

Kanye ha usado la imagen como portada del disco “Daytona” de Pusha T. , que ha producido él mismo West se encargó de producir el álbum. “Daytona” fue lanzado el 25 de mayo, generando gran controversia por la  puñetera fotografía.

La familia de Houston reaccionó de inmediato. En un comunicado, pidieron que se cambiara la imagen de la portada del disco. Damon Elliot, primo de Whitney y productor musical alegaba que “ver la foto lo puso enfermo” y agregó que hacer eso “para vender discos es absolutamente repugnante”.

También los seguidores de Pusha T le han hecho saber su incomodidad por usar la foto. “Irrespetuoso”, ha sido el calificativo que han utilizado primordialmente.

Pusha T explicó, que fue West quien decidió que esta fuera la portada del disco.

Y explica:

“A la una de la madrugada suena mi teléfono y West decía que le gustaba una obra de arte que costaba 85,000 pavos ”,

Kanye West le contestó que “sabía lo que hacía” .