Debbie Reynolds tuvo un enorme éxito en las listas de venta con este “Tammy” del año 1957, que estuvo a punto incluso de ganar un Oscar.