Portada del excelente cuarto album de Jason Mraz

Siempre he tenido cierta tendencia hacia el desprecio sobre la obra de Jason Mraz , con ese nombre de hip-hopero o de hippy. Francamente, a mí nunca me gustó The Remedy.

Pero reconozco que despegó con su tercer album, We sing , we dance , we steal things. Así que Warner decidió que Jason podía ser el nuevo “gran chico” de la Atlantic, un chico que le hubiera gustado muchísimo, seguro , a Ahmet Ertegun.

Pues, bien , su cuarto album Love is a four letter word es una sorprendente pequeña obra maestra. Con grandes canciones, sensacional sonido . Un album de sonido clásico, pero sorprendente. Gran grupo, grandes arreglos de cuerda y canciones sensacionalmente estructuradas.

De las trece canciones en el album-hay una escondida al final-  , sólo una puedes decir que está metida de matute.

La de mayor calidad, suprema es The world as I see tit. Pero todas tienen una calidad sensacional. Maravilloso el trabajado de Joe Chicarelli, nuestro viejo amigo de White Stripes, The Raconteurs y, sobretodo, My Morning Jacket.

De todas ellas mis dos favoritas son Living in the moment y Everything is sound. probablemnte , ninguna de las dos será single. Pero así estamos en la música.

La semana próxima haremos un estudio sobre canción tras canción, porque estamos ante otros album del año.

Abajo, el tema estrella, en video.

p