No paro de escuchar  ‘Playing with fire', la canción que firma Daniel Lanois junto con Brandon Flowers, en el álbum Flamingo. Tiene el mismo estilo, el sentido de los grandes temas de U2 y me parece una soberbia canción.

Viene a cuento porque hace unos días Daniel Lanois, en su casa-estudio de Silver Lake, le puso a gente de la industria, de la Warner, a  amigos y unos pocos periodistas, su última hazaña, “Le Noise” el nuevo álbum de Neil Young .

El disco esta a punto de salir y  según muchos oyentes es una nueva innovación de como canciones acústicas se convierten en eléctricas, con un fuste innovador, por el truco de sonar una acústica, a través de un amplificador, con los graves en un lado del estereo y los graves, en el otro lado del estereo.

Todos dicen que “Le noise” es sorprendente, diez canciones, en que sólo dos son acústicas, a pesar de que ambos canadienses habían pensado que todas fueran acústicas. Pero al final, el truco de Lanois hizo cambiar la personalidad del disco, de ahí el nombre, con el artículo francés, y la palabra americana. Lanois es “quebeçois”

El productor de U2, Peter Gabriel, Bob Dylan, Robbie Robertson y Brandon Flowers dice que Neil Young le llamó, porque se había fijado y mucho en  las canciones y los videos del grupo de Lanois, Black Dub, precisamente, en You Tube.

El álbum no se terminó, a pesar de todo. Nada más acabar su trabajo con Brandon Flowers, llegó aquell accidente de moto, que le dejó un mes inválido. Ahora, Lanois presume, con razón, de su trabajo con Flowers y Young. Y sigue sumando.

Abajo, Black Dub, en el estudio de Lanois, donde se grabó “Le Noise”.