ring

Ringo presidente, no parece mala idea

Un 7 del 7 del 2017, o sea hoy, Ringo Starr, ex batería de y artista en solitario, cumple 77 años.

El miembro “frágil”, y el más mayor, de los Fab Four cumple hoy 77 años como 77 soles. Es curioso comprobar como aguantan algunos físicos, a prueba de enfermedades, adicciones, la propia edad, etc… Que se lo digan a Brian Wilson, que nadie daba un duro por el en los años stenta y acabó enterrando a sus hermanos Dennis y Carl…

Ringo tuvo la procedencia más modesta de los cuatro Beatles. Nació en una pequeña casa de Madryn Street en Dingle (una horrenda hilera de “terrace houses” en la zona más miserable de Liverpool, en el centro cerca del puerto) y su infancia la pasó en una pequeña casa de la calle Admiral Grove, también en Dingle.

“En el Dingle casi todo son casas de viviendas. Son como cajitas donde la gente vive amontonada y sólo está deseando salir. En Liverpool, en cuanto saben que eres de Dingle dicen: “¡Menudo golfo debe ser!”. pero eso casi nunca es así”.

Parece casi la letra de “Little Boxes” de Malvina Reynolds, que popularizó Pete Seeger, pero así era Dingle, feo, muy feo.

50beatles13-Admiral-Grove-Liverpool-July-1964.-No.-10-Admiral-Grove-is-the-family-home-of-Beatle-Ringo-Starr

Admiral Grove, 1964.

El pequeño Richard Starkey, “Ritchie” para la familia, nació el 7 de julio de 1940 con una semana de retraso, y hubo que utilizar fórceps en el parto. Al parecer el pequeño Ritchie nació con los ojos muy abiertos y mirando a su alrededor. Su madre, Elsie Gleave, dijo que ese niño ya había estado antes aquí. A los pocos días sonaban sirenas de guerra en la ciudad: había comenzado el bombardeo de Liverpool.

Cuando Ringo tenía 3 años, sus padres se separaron y apenas volvió a ver el pelo a Richard Starkey senior.

El futuro miembro de los Beatles estuvo enfermo en varias ocasiones y su madre tenía miedo de que quedase apartado, por detrás de los chicos de su edad. A los seis años tuvo una apendicitis que derivó en peritonitis y le tuvo 3 días en coma. Tuvo que pasar 12 meses en el hospital infantil de Myrtle Street para recuperarse totalmente.

Cuentan los que le conocieron de pequeño que Ringo era un niño alegre y muy simpático, con unos ojos azules enormes, de carácter afable y extrovertido. Y aun no destacaba por su gran nariz.

images

El enfermizo pero feliz Ritchie

Pero a los 13 años cayó enfermo de gravedad nuevamente, en esta ocasión por un resfriado que se le complicó y se convirtió en pleuresía, afectándole los pulmones. Harry, su padrastro, le hizo socio del Arsenal para consolarlo.

Cuando se recuperó entró a trabajar de chico de los recados para los Ferrocarriles Británicos y de aprendiz de carpintero. Ringo no era buen estudiante, tanta enfermedad le había postergado.

Como tantos chavales de su edad, Ringo fue víctima de la fiebre del skiffle en Inglaterra en 1957, Lonnie Donegan y su “Rock Island Line” hacían estragos. Primero tocó con Edie Clayton & The Clayton Squares. Entrañable: pasaba un dedal sobre una tabla de lavar.

El día de navidad de 1957 se compró su primer, modesto, kit de batería, y en noviembre de 1959 ingresó en los Texans de Al Caldwell, combo que tras diversos cambios mutó en Rory Storm & The Hurricanes, uno de los grupos pioneros del Merseybeat.

Rory-Storm-and-the-Hurricanes

Ringo a la derecha, como teddy boy con Rory Storm

Fue allí donde Richard Starkey se convirtió en , por la cantidad de anillos que llevaba en sus dedos y por la gran influencia que ejercía el Country & Western sobre él.

Los Hurricanes se convirtieron e uno de los grupos punteros de Liverpool y tocaron en Hamburgo, y allí Ringo se unió por primera vez a los Beatles en el Kaiserkeller de Bruno Koschmider el 1 de  Octubre de 1960. Los Beatles sencillamente adoraban a Ringo. Era un buen batería, pero los Beatles le querían sobre todo como persona.

Ringo acabó sustituyendo oficialmente al taciturno Pete Best, y el resto es historia. Ringo se convirtió en el batería de los “todopoderosos” Beatles. Ellos le tenían en cuenta, componían canciones para él. Ringo tocaba, cantaba, y hasta llego a componer un par de buenas canciones. Y en Estados Unidos, sobre todo, era el beatle más querido por las fans. Su carácter tierno, sentimental y divertido (como quedó reflejado en “A Hard Day´s Night” y “Yellow Submarine”) causaba furor entre las chicas. El pequeño Ringo, el bueno de Ringo.

The-Beatles-John-Lennon-Paul-McCartney-George-Harrison-Ringo-Starr-classic-rock-music-photo-7

Del blanco y negro al rotundo color. La imaginación al poder

Como batería – a pesar de no redoblar bien en su vida, como siempre dijo, con razón, George Martin- era sencillo, contundente e imaginativo (“A Day In The Life”). Y como persona ayudó a los Beatles en todos sus conflictos de egos. Siempre paciente, siempre con una sonrisa.

¡Felices 77 Ringo! ¡Por muchos años!