EL CHÓFER DE JAMES BROWN AFIRMA QUE SU CÁDAVER TODAVÍA NO HA SIDO ENTERRADO

828937-singer-james-brown-testifies-in-los-angeles-superior-court.jpg.CROP.rtstory-large

 

Increíble. Una de las más importantes figuras de la música del siglo XX momificada y sin enterrar. Eso es lo que asegura el que fue chófer del «godfather of soul», , que su cadáver todavía no ha llegado a recibir sepultura.

William Murrell se lo ha contado a The Guardian, ha dicho que a pesar de fallecer en 2006 (es decir, hace ocho largos años) el cadáver sigue en la casa de su hija.

«Momificaron su cuerpo por lo que nunca podría pudrirse. Les costó hacerlo 140.000 dólares. ¿Por qué? Cuando tienes casi 20 niños y seis esposas es difícil que puedas descansar bajo suelo.»

James murió en 2006 a causa de una insuficiencia cardiaca congestiva y neumonía. Se casó en tres ocasiones y es padre de 9 hijos legítimos. En 2010, su hija LaRhonda Pettit afirmó que su cuerpo había sido robado de una cripta con el fin de evitar que le fuera realizada una autopsia. Tanto el director de la funeraria, como otra de las hijas de Brown, Deanna Brown Thomas, negaron sus acusaciones. Desde que falleció el cádaver de Brown ha sido trasladado 14 veces, todo por disputas familiares.

 

James_Brown2__WilliamEllis-2

 

 

En agosto de este año el cadáver de James hubo de ser mutilado para serle realizada una prueba de ADN. Una prueba solicitada por su viuda, Tomi Rae, para demostrar que su hijo James Jr. también lo es de Brown. Rae interpuso una demanda reclamando ser heredera de los más de 80 millones de dólares que dejó Brown en testamento. Según ella James firmó ese testamento 10 meses antes de que naciera el niño, pero que después firmó otro que «desapareció misteriosamente».

«No pudieron hacerle un examen normal debido a los problemas que generaron los fluidos de embalsamar, por eso tuvieron que cortarle las piernas para dar con su médula ósea».

Un auténtico disparate. Un asunto realmente grotesco y penoso.

 

james_10

 

Por otro lado el chófer Murrell también ha contado una historia acerca de cómo se llevó a cierto pasajero, el cantante , al funeral de . Ha descrito a Jackson como un «buen chico», aunque ha señalado que «verlo en la vida real daba verdaderamente miedo. El color de su piel era blanca y sus manos eran blancas».

Según Murrell, Jackson pasó una hora ante el cuerpo de Brown, como si «quisiera pasar algún tiempo» con su ídolo y también «poner un pequeño rizo en su pelo, como el del propio Jackson».

 

 

Obten todas las actualizaciones en tiempo real directamente en tu móvil.

También podría gustarte

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.