LOS ROLLING STONES CONTRA EL "DIABLO" DONALD TRUMP

A este paso Donald Trump, precandidato repúblicano a la presidencia de Estados Unidos, va a batir todos los récords de apropiación sin permiso para mitín y campaña. Sus víctimas van camino de ser legión, parece que los «republicanos Trump» van de pitorreo, la gran guasa del líder multimillonario.

Y los últimos damnificados son nada más y nada menos que los Rolling Stones. El equipo de Trump apunta alto. No repara en otra cosa que no sea hacer campaña de un modo lo más espectacular posible aunque sea a base de pisotear canciones y voluntades.

La ultima «donaldada» consiste en poner a todo trapo “You Can’t Always Get What You Want” y “Sympathy for the Devil” (¿el propio Trump?) en sus eventos de las primarias, por supuesto sin encomendarse ni a Dios ni al diablo. Ni siquiera a los propios Rolling Stones, a los autores de las canciones Mick Jagger y Keith Richards.

LOS ROLLING STONES CONTRA EL "DIABLO" DONALD TRUMP

A los Stones, o los Rolling – como ustedes prefieran- no les ha gustado nada. La legendaria banda de rock and roll ha mostrado abiertamente en el pasado su insatisfacción («I Can´t Get No, Satisfaction») hacia las ideas y actitud de Trump.

El año pasado Richards le comentó a Billboard:

«¿Se imaginan al Presidente Trump? La peor pesadilla. Pero no podemos decir eso, ya que podría suceder».

LOS ROLLING STONES CONTRA EL "DIABLO" DONALD TRUMP

Los Rolling Stones se suman a AdeleNeil Young, Aerosmith y R.E.M. como víctimas propiciatorias del precandidato republicano a la presidencia USA.

Donald Trump toma a muchos artistas por el pito del sereno. Todos lo desaprueban y le impiden que siga utilizando sus canciones, pero, eso sí, nadie le demanda.