Imagen relacionada

no sabía que se estaba muriendo cuando grababa su último LP,  el alabado “Blackstar”.

Aunque tenía cáncer – y se lo dijo a su productor y a los miembros de su banda manteniéndolo en secreto para el resto del mundo- no supo que este era terminal hasta dos meses antes de fallecer.

Eso es lo que explican en el documental “David Bowie: The Last Five Years” que se emitirá esta noche en la BBC2, un día antes del que hubiera sido 70 cumpleaños del artista y tres antes del primer aniversario de su muerte.

Según informa The Guardian, el filme revela que Bowie supo que su tratamiento iba a finalizar mientras filmaba el vídeo de su último vídeo, “Lazarus”, exactamente a mitad de su grabación en noviembre de 2015, según ha contado el director Johan Renck.

Insiste en que la interpretación común del vídeo – de que el cantante insinuaba que estaba en su lecho de muerte- es errónea, porque el concepto se le ocurrió una semana antes de que Bowie recibiera su diagnóstico final.

Imagen relacionada

“David dijo: “sólo quiero que sea un simple vídeo de performance. Inmediatamente dije ‘la canción se llama Lázaro, deberías estar en la cama’. Para mí tenía que ver con el aspecto bíblico… No tenía nada que ver con que él estuviera enfermo”.

Y Renck añade:

“Descubrí más tarde que la semana que estuvimos filmando fue cuando le dijeron que no había nada que hacer, que se interrumpían los tratamientos médicos y que su enfermedad había ganado”.

Resultado de imagen de DAVID BOWIE lazarus

Aunque ‘Blackstar’, grabado a principios de 2015, ha sido considerado como un “regalo de despedida” a los fans, las informaciones posteriores han contradicho constantemente esa afirmación.