Hollywood se rindió a Charles Aznavour: el legendario compositor y cantante recibió finalmente, a los 93 años, con la proclamación y presentación de  su estrella en el prestigioso Paseo de la Fama, donde brilla ahora su nombre entre una constelación de otras celebridades.

Un eufórico Aznavour proclamaba:

“Soy francés y armenio, ambos son inseparables como la leche y el café. Es fantástico tener dos culturas “¡Bravo!” y ¡Viva Francia! . Estoy en el Hollywood Boulevard.El francés es mi idioma de trabajo pero mi idioma materno es siempre el armenio”

Todo bajo los aplausos de una multitud de unos 200 admiradores e invitados frente al atrio del Pantages Theater, dedicado a los musicales y donde fue colocada la estrella del también actor, quien vestía traje azul y lucía gafas oscuras.

Baydsar Thomasian, quien forma parte del equipo del senador californiano Kevin de León, que representa a Hollywood ,donde vive una gran comunidad armenia, tomó la iniciativa de pedir una estrella para Aznavour en el célebre Paseo de la Fama.

Shahnourh Varinag Aznavourian es  su verdadero nombre, declarado por una encuesta de CNN y Time en 1998 “el cantante de ‘variétés' más importante del siglo XX”, ha vendido más de 180 millones de discos y escrito 1.300 canciones en varios idiomas, entre ellas “She”, “Hier encore” y “Je m'voyais déjà”.

Nacido en París de padres armenios y convertido en uno de los principales emblemas de la diáspora armenia, Aznavour acompañó en el piano a Edith Piaf durante años antes de convertirse en un mito.