Extraña puesta en escena de Bon Iver en el escenario del Festival de Coachella, el pasado sábado. Su “hambre vegetal” y su sentido y apoyo por los “verdes”, incluso le amparaban con esas extrañas luces verdes.