Resultado de imagen de black sabbath

“The End” fue la gira con la que pusieron punto y final a cinco décadas de discos y conciertos. Al final regresaron a donde todo empezó, su Birmingham natal.

La última gira del grupo quedó plasmada en “Black Sabbath: The End of The End”, y ahora su guitarrista se ha destapado con unas significativas declaraciones, un poco tristes, en las que reconoce la dejadez y falta de empatía entre sus viejos compañeros de banda.

Hablando en exclusiva para Express.co.uk, el rockero de 69 años de edad ha sido sincero:

“Me encantó toda la gira. Muy agradable. Pero uno de los problemas era que solíamos estar juntos todo el tiempo. Pero a medida que pasan los años, todo el mundo tiene su propio espacio y horario”.

Resultado de imagen de TONY IOMMI

“Todos viajamos juntos en el avión, pero luego todo el mundo cogía sus coches individuales, iba al hotel, a su habitación. Así que no veías a nadie. Habíamos perdido ese tipo de camaradería. Solíamos ir al bar y tomar una copa, pero todos dejaron de beber menos yo”.

“No eramos capaces de sentarnos y hablar de algo. Aunque Ozzy entraba a veces en mi camerino. Decía unas pocas palabras y luego se iba”.

En la entrevista Tony también recordó los primeros días de Black Sabbath cuando la crítica les ponía a caer de un burro, y contó cuales fueron sus primeras impresiones de Ozzy Osbourne.

“En la escuela, Ozzy y yo realmente no ibamos juntos porque era un año más joven que yo. Era un fastidio de tío para ser honesto y probablemente también yo lo era”.

“The End of The End” se estrenará en cines el 28 de septiembre.