Bjork se ha hecho una entrevista a sí misma y una de las fotos curiosas que se ha hecho es desnuda, como si estuviera en un enorme cesto. Siempre quiere ser diferente.