BILLY CORGAN: LAS RAZONES DE UN VETERANO

El líder de no se muerde la lengua. Recientemente criticó el mundo de la música tal y como se entiende hoy día. Y a Pitchfork.

Ahora se ha despachado a gusto en una conferencia de prensa antes de un reciente concierto en Filipinas.

“Están esas bandas que esencialmente regresan solo para hacer pasta, tocando sus viejos álbumes, y quizá en alguna parte de sus mentes piensan que tienen un futuro. Obviamente yo no estoy en ese negocio. Condeno a cualquiera que esté en ese negocio pero no lo quiera admitir. Cuando volvieron tocaron solo sus viejas canciones, pues fenómeno. Yo era un fan de Soundgarden, pero llámalo por su nombre. Solo estaban ahí para pasar la caja otra vez. Lo mismo de Pavement, y otras bandas”.

considera que Smashing Pumpkins siguen adelante gracias más a sus nuevos fans, que a la “vieja guardia”.

“Sin los nuevos fans no habría futuro para Smashing Pumpkins. No podemos sacar adelante un negocio de “oldies”. No solo sería aburrido, sino que ahora mismo no sería muy buen negocio”.

El cantante ha aprovechado para despotricar otra vez contra el concepto, tan eterno como actual, de anteponer la fama a la música:

“No tienen ningún respeto por las personas que vinieron antes que ellos. No tienen ningún respeto por la tradición de la música, no tienen respeto por la sangre y las lágrimas que han derramado grandes músicos de todo el mundo. De muchos de los cuales ni siquiera sabrán jamás sus nombres”.

Cierto, ahora mismo el grado de desconocimiento e ignorancia musical de la gente – parte de la prensa musical incluida-  es más grande que nunca, a pesar de la democratización que ha supuesto internet. Sobre todo de la música “antigua”. Mayestático.