Al Jardine ha prometido que la reunión va a ser algo “verdaderamente excitante”. Parte del grupo original se puede juntar para la gala de los premios Grammy del próximo mes de febrero. Lo extraño es que la actuación de los  no ha sido anunciada el 1 de diciembre en el concierto de nominaciones de los premios.

El guitarrista se pregunta por qué los organizadores del evento no lo han anunciado. “No sé que ha sucedido. Va a ser un  gran despliegue”. También ha desvelado que a principios de año les ofrecieron una gira mundial de 100 conciertos

Sin embargo ha dicho que esa propuesta es falsa y se ha manifestado en contra de la reunión. “Verdaderamente no me apetece trabajar con los chicos”. El único atractivo que ve, dicho por él, es el dinero. “El dinero no es la única razón por la que hacemos discos, pero tiene un lugar en nuestras vidas”. Así que las cosas no están nada claras.

Los responsables de los Grammy, eso sí, han anunciado en Twitter la reunión de un grupo “histórico”, un grupo “verdaderamente icónico”, para a continuación poner unas líneas de una canción de Van Halen. El desconcierto creado es mayúsculo, claro. Pero todo apunta a que el grupo que comparecerá esa noche serán los chicos de la playa.

Aunque varias páginas web señalan que 2012 marca el 50 aniversario de la legendaria banda, no es cierto porque los Beach Boys se formaron en 1961 y a finales de año sacaron ‘Surfin´' para Candix Records, su primer single. Lo que se cumple en 2012 es el 50 anivesario de sus estreno en discos Capitol.

Los Beach Boys vuelven a estar de actualidad por la edición del mítico disco “fantasma” “Smile”. Un álbum que nació en 1966 con las máximas espectativas de ser su “Sgt. Pepper”, pero que supuso un sonado fracaso al no llegar a ser editado. Brian Wilson estaba demasiado desquiciado por las drogas y sus problemas personales, y sencillamente no fue capaz de completar el intrincado, increíble, puzzle que él mismo había creado. Un puzzle monstruoso en el que quedó engullido de forma literal. En el fondo “Smile” no existe, no el de los años 60. Lo que han sacado ahora son algunas de las distintas piezas del puzzle alineadas de la forma más coherente, pero es un disco inacabado en su momento y también ahora, 44 años después. Hace unos años Brian Wilson publicó su versión en solitario, regrabada, del disco. Quizá ese sea el “Smile” verdadero, el de los Beach Boys está formado por una serie de cortes completos y por maravillosos retazos que muestran que Wilson se había puesto el listón altísimo. Demasiado. No lo pudo superar.

¿Logrará Al Jardine tener a su lado en los Grammy a Brian Wilson, Mike Love y Bruce Johnstone? Porque es cierto que Love y Johnstone (actualmente los “Beach Boys”, en directo), como un servidor pudo presenciar in situ el verano pasado en Madrid, van de lo patético a lo sublime. Un concierto muy irregular, aunque la gente aplauda a rabiar hagan lo que hagan, pase lo que pase…. Además… ¿Como demonios van a ser los Beach Boys si no está su corazón, su cerebro, su oído, su  alma, su genio Brian Wilson?