Increíble presencia final: estaba vestida con un traje largo dorado y zapatos de lentejuelas como su atuendo final.

Los asistentes al funeral pudieron ver a la Reina del Soul   durante del velatorio de cuerpo presente en el templo Greater Grace de Detroit . El vestido era el cuarto vestido de Franklin durante una semana de eventos previos a su sepelio.

Aretha Franklin fue vestida  de rojo de pies a cabeza para  el martes, una alusión a su ser parte de la Delta Sigma Theta. Más adelante  llevó un vestido azul claro el miércoles y un traje oro rosa para el velatorio del jueves en la iglesia de Detroit donde su padre fue pastor por varios  años.

Había numerosas coronas de flores de  Sam Moore, Mariah Carey, Barbra Streisand y la familia del cantautor Otis Redding ,se colocaron en un corredor afuera del santuario.

El epitafio de Moore, de Sam anda Dave  incluía una carta que decía:

“Sabes que siempre te adoré y te quise con locura … Incluso cuando protestábamos”. 

Los restos de Franklin llegaron a la iglesia en una carroza blanca  dos horas antes del inicio del funeral.

Ridicula minifalda para un funeral de la Grande hortera

Admiradores esperaban afuera desde hacía horas para ver el servicio, que incluirá actuaciones de Stevie Wonder(“As”), Ariana Grande (“Natural Woman” ), Jennifer Hudson y discursos del expresidente Bill Clinton, el reverendo Jesse Jackson y el cantante de soul Smokey Robinson. Un discurso emocionante.

Entre aquellos que honraron a Aretha  hay cerca de dos docenas de dueños de Cadillacs rosados que llegaron temprano a la iglesia.El coche favorito de la “reina” .  El homenaje era un guiño a la canción de Franklin de los años  80,  “Freeway of Love”, que incluye el Cadillac Rosa de manera prominente en su letra y video. Fue su última gran canción y gran éxito, con el talento de Michael Narada Walden.

Este es el fabuloso tema: