Aretha Franklin , el pasado sábado, en el Radio City Hall de la Sexta Avenida, en Nueva York

Aretha Franklin había tenido concierto el viernes, el debut en Nueva York, en el mismísimo Radio City Hall. Tenía un segundo concierto al día siguiente, en el mismo lugar. Demasiado para una mujer de 69 años, que todavía lucha contra un cancer de pancreas.

Así que nada más levantarse el sábado por la mañana, en su suite del hotel Hilton de la Sexta Avenida decidió poner como excusa sus problemas con las piernas y no acudir a New Jersey, donde tenía que canta ‘I Will always loves lou', en el funeral de Whitney.

Unas ocho horas después, Aretha Franklin, en el mismlo Radio City Hall, sí hizo su personal tributo a su “sobrina” Whitney.

Desveló que Whitney le llamaba a ella Tía Ree. Y aclaró que ella la llamaba Nippy. Dijo que la pobre niña había dado demasiado de ella misma. No sin antes recordar que había sido una de la mejores cantantes del mundo.

Su pianista hizo lo que pudo para que Aretha Franklin cantara minimamente ‘I will always love you'. Uno de la melodía, como vemos en la sección de VIDEOS Y DECIBELIOS. No la cantó tan rabiosa como el lunes anterior en Charlotte.